Carta Editorial: AMAMOS EL ARTE
Nuestra Directora editorial María Alcocer nos cuenta sobre la inspiración para la edición de febrero.
http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2018/05/cartamaria_1355_615x.jpg

Te has preguntado alguna vez ¿qué sería de la vida sin el surrealismo de Pedro Friedeberg, sin los seres mitológicos de Jorge Marín, sin los universos infinitos de Yayoi Kusama o sin los trazos esencialistas de Tadao Ando? Para mí, la vida sin arte significaría un vacío inconcebible. Un silencio aturdidor. El sentido de la vista perdería su razón de ser. Las paredes quedarían desoladas y los espacios serían escenarios sin alma.

En Architectural Digest amamos el arte y no imaginamos la vida sin él, por ello, en febrero usamos nuestras páginas como un gran lienzo para rendir tributo a sus múltiples expresiones, desde arquitectura, escultura y pintura, hasta instalación, grabado y, por supuesto, el cada vez más presente: arte digital.

Pablo Picasso aseguraba que: “la escultura es el arte de la inteligencia”, y lo reafirmamos al conversar con Jorge Marín, uno de los máximos representantes del arte figurativo,  que inyecta sobredosis de luz y pasión a todo cuanto ejecuta, y quien nos cautiva con un discurso sensible y por demás emocional.

Para esta edición nos reunimos con la recién nombrada directora artística de ZsONAMACO, Tania Ragasol, quien nos compartió su nueva visión sobre la feria más importante de México y Latinoamérica, así como los imperdibles de la edición 2018. Además, me emociona presentar una América Latina que se alza el cuello en el nombre del arte con un nacer desbordante de talento. Me refiero a una nueva legión de mentes creativas que está cambiando la escena contemporánea y marcando un nuevo orden artístico en todo el mundo. ¡Descubre de quiénes se trata!

Para cerrar con broche de oro, nos escapamos a la costa oaxaqueña para visitar la Fundación Casa Wabi —obra de Tadao Ando y que cohabita con la de Álvaro Siza, Kengo Kuma y Alberto Kalach—, cuyo prinicipio se basa en generar espacios de diálogo e impulsar el bienestar social y la sustentabilidad a partir del arte. ¡Feliz lectura!