Sofisticación mexicana
La preciosidad de los materiales y de las texturas resalta en esta casa diseñada por una de las interioristas más talentosas de México: Gloria Cortina.
http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2016/51/cortina1_3076_615x.jpg

Arquitectura: Genaro Nieto

Diseño interior: Gloria Cortina

Este proyecto tiene un “estilo sofisticado con fuerte impacto visual, que lleva detrás una narrativa en color y materialidad que intencionalmente se interrumpe con elementos escultóricos esporádicos de carácter auténtico”, comentó la diseñadora de interiores Gloria Cortina. Esta vivienda ubicada en Bosques de Santa Fe, en la Ciudad de México —cuya superficie alcanza 750 metros cuadrados—, pertenece a una familia joven (una pareja y sus hijos), con quienes Gloria Cortina trabajaba por primera vez. “Ellos querían un interior muy clásico, y el reto fue convencerlos de que hicieran algo elegante y contemporáneo a la vez”, comentó la diseñadora. El vestíbulo principal destaca por su impecable estética, gracias a un elemento arquitectónico en blanco y negro con un diseño de Ojo de Dios contenido entre dos lámparas escultóricas de cristal color turquesa.

http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2016/51/cortina2_7579_546x.jpg

Como compartió Cortina, “la sala y el comedor plasman un lenguaje muy especial”. La combinación de materiales como la madera, el bronce y el cristal con telas como el terciopelo crea una atmósfera de idilio absoluto. Las tonalidades moradas, violetas y negras predominan y se fusionan con toques dorados. La luminaria de suspensión 73 de Bocci, que parece ser una verdadera nube de luz, es una de las piezas maestras. “Todas las lámparas de este proyecto fueron seleccionadas con la intención de aportar un carácter único al espacio donde se encuentran. Más que objetos de iluminación son esculturas que cobran vida”, explicó la diseñadora. Cada área de la casa está adornada con magistrales obras de arte. La sala principal y la de juegos ostentan piezas en hilo prensado de Damián Suárez, mientras que en el vestíbulo de la planta baja se aprecian pinturas de Rufino Tamayo. El vestíbulo de la planta alta, por su parte, presume trabajos de Eduardo Rincón, y la biblioteca obras de Rafael Coronel.

http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2016/51/cortina3_5041_615x.jpg

Para el interiorismo de la morada fueron utilizadas reconocidas marcas, como Minotti, Bocci, Holly Hunt, Pouenat Ferronnier, Lindsey Adelman, Ralph Lauren Home, Diez Company y Alfonso Marina. Algunas piezas fueron concebidas por GC Ediciones, que ofrece muebles en edición limitada diseñados por Gloria Cortina (los cuales están expuestos y a la venta en Cristina Grajales Gallery, en Nueva York). La interiorista mexicana suele emplear distintas tendencias, como el cubismo y el modernismo, así como el legado artístico mexicano, reinterpretándolos para crear un espacio armónico. Su objetivo es despertar los sentidos a través de los volúmenes, las texturas, los colores y los efectos de luz y sombra. “Fue muy emocionante terminar este proyecto. Para realizarlo, me inspiré de un México actual y sofisticado. Cuando todo llegó a su lugar, fue un momento único”, concluyó Gloria Cortina.