Espacio multifuncional
Un departamento pequeño en Ámsterdam que logra sacarle provecho a cada centímetro cuadrado.
http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201546/dptoam2_5762_615x.jpg

Esta vivienda en Ámsterdam mide 100 metros cuadrados y fue transformada por Standard Studio de escuela a departamento para una familia joven de 5 miembros. El edificio original, que antes servía para la enseñanza, se dividió en varias residencias, y en esta, el lounge de maestros se convirtió en habitaciones y el salón de clases en la sala de estar.

http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201546/dptoam1_209_615x.jpg

Gracias a los techos altos se pudieron dar el lujo de dividir la casa en secciones, para lo cual una escalera de acero fue clave, y a partir del reducido espacio las áreas fueron creadas con el objetivo de que toda la familia conviviera pero también con la intención de darles privacidad cuando fuera necesario. En el centro de la casa, que es la estancia principal, se combinaron la cocina, la sala, el comedor, un área de trabajo y una zona de juegos para los niños, mientras que en la parte superior, aún visible gracias al espacio abierto, se encuentran las habitaciones. Todo con un estilo holandés moderno que incluye vegetación y acabados de madera.

http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201546/dptoam3_461_615x.jpg

Ya que la familia tiene 3 niños pequeños necesitaban un buen espacio de almacenamiento, y es por eso que los muebles tienen doble función, todos sirven para guardar algo, mientras que la escalera esconde debajo otra habitación más. La misión decorativa fue que cada rincón tuviera un uso y cada metro cuadrado una función vital. Meta cumplida.

standardstudio.nl