Martyn Lawrence Bullard
Predilecto de las celebridades, el diseñador británico mantiene un sello de sofisticación en todos sus diseños.
http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201529/martyn2_8978_546x.jpg

Celebridades, como Tommy Hilfiger, Cher, Ellen Pompeo, Sharon y Ozzy Osbourne, confían en Martyn Lawrence Bullard, cuyo estilo combina toques de glamour, sofisticación y eclecticismo. El inglés, basado en Los Ángeles, también desarrolla su propia línea de productos que consta de muebles, telas, suelos, fragancias y próximamente joyas y accesorios de moda. 

http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201529/martyn4_7737_615x.jpg
  • Mis musas son: Viajar, ver nuevas culturas, conocer a nuevas personas, visitar sitios históricos, museos, casas privadas, mercados y cafés locales.
  • Mi lema: Vive, ama, decora.
  • Lo primero que hago al llegar a mi estudio es: Encender una vela aromática, mi “Signature Extraordinaire”. Luego todos mis sentidos son estimulados para empezar un día creativo.
  • Mis materiales de cabecera: Los naturales con textura: el lino, el terciopelo de seda, el algodón, la lana fina tejida.
  • ¿Los que nunca usarías? El poliéster.
  • Mi mayor logro como diseñador: Que mis clientes estén felices, que experimenten una mejor calidad de vida gracias al diseño.
  • El peor defecto de un creativo es: No creer en ti mismo o en tu visión. 
http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201529/martyn3_4909_615x.jpg
  • Si tuviera la oportunidad de diseñar la casa de un personaje sería un espacio para una joven estrella como Taylor Swift o Justin Bieber. 
  • Mi casa es: Tengo varias. Mi residencia principal es una villa mediterránea amueblada con piezas de antigüedades y de arte contemporáneo. Mi casa de fin de semana es mid-century con muebles italianos de los 60 y 70, así como obras de pop art.
  • ¿Qué está prohibido en ella? ¡Fumar!
  • Soy coleccionista o fetichista de fotografías, libros de diseño, dibujos hechos con la técnica de la sanguina, cajas antiguas, relojes y vajilla. 
  • Mi mayor excentricidad: Me encanta diseñar cocinas, pero no puedo cocinar para mí. No sé ni cómo encender mi horno.
  • ¿Qué es el lujo para mí? Quedarme en casa. 

martynlawrencebullard.com