Loreta Bilinskaite
Sublimar la historia con la imaginación.
http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201449/loreta_bilinskaite_3_3963_615x.jpg

Nacida en Lituania —cuando el país todavía formaba parte de la Unión Soviética—, Loreta Bilinskaite soñaba con ver el mundo. A principios de los años 90 emigró a Londres, donde trabajó como modelo para grandes nombres de la moda como Alexander McQueen, Vivienne Westwood, Betty Jackson y Amanda Wakeley. En 2000 decidió dar un giro a su trayectoria profesional, y estudió Bellas Artes en la prestigiosa St. Martins School of Arts & Design. Después de haber terminado la carrera se mudó a Dubai, en donde radica hoy con su marido y sus dos hijas. Ahí ganó un premio para la realización de un camello de mosaicos, una escultura que está expuesta en la entrada del Emirates Towers Hotel de Dubai. Su trabajo se exhibe regularmente en galerías en Lituania, Dubai, Londres y Berlín, y en la actualidad trabaja como interiorista y diseñadora de productos. “Me encanta experimentar y reunir cosas que no parecen funcionar juntas a primera vista. Es como cuando los niños juegan sin reglas”.

http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201449/loreta_bilinskaite_2_7350_615x.jpg

Nutrida por lo que la rodea, Loreta Bilinskaite siempre trata de trabajar conforme a las tradiciones locales: “Aquí, el bordado es parte importante de la ropa de las mujeres. Me gusta fusionar lo antiguo con lo actual”. Además, al ser originaria de un país con mucha tradición textil, las referencias a sus raíces son inevitables.

Entre sus fuentes de inspiración cabe mencionar a “Frida Kahlo, por su fuerte personalidad y por el uso que le dio a los colores y a las costumbres de manera atemporal; Jeroen Koolhaas y Dre Urhahn, que transformaron los barrios de tugurios de Brasil en increíbles piezas de arte, y el arquitecto Alejandro Aravena, que diseñó casas para 100 familias pobres. Tengo la sensación de que estas personas hacen arte y, a través de él, logran transformar la vida de los demás. Me gustaría hacer algo parecido”, confesó.

http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201449/loreta_bilinskaite_4_370_615x.jpg

Además del diseño interior de una villa en Palm Jumeirah (Emiratos Arabes Unidos), que finalizará dentro de un año, la diseñadora trabaja actualmente en su marca y sus propios productos.

http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201449/loreta_bilinskaite_1_4007_546x.jpg

“Aún no he tenido la oportunidad de viajar a México, pero me encantaría ir. Me fascinan las combinaciones de colores que hay en su país. Además, me parece que hay muchos vínculos entre los motivos mexicanos y los de Lituania, en particular los motivos geométricos de la ropa tradicional”, destacó Loreta. “Mi trabajo me encanta. ¡Cada día me siento como Alicia en el País de las maravillas!”.