Tendencia green
El mundo del diseño se vuelve cada vez más respetuoso del medio ambiente.
http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201540/green1_7871_615x.jpg

Verde, sustentable, eco-friendly, sostenible, ecológico, responsable… Los adjetivos son numerosos para describir los nuevos muebles y accesorios que se pusieron de moda estos últimos años. Este fenómeno revela una tendencia que, a pesar de ser todavía minoritaria, está creciendo de manera importante y hace pensar que va a continuar durante las siguientes décadas.

Los jóvenes creadores son algunos de los más dinámicos. Por ejemplo, en el marco del proyecto 101001000 (DiezCienMil) desarrollado por la compañía de diseño La Metropolitana, el mexicano Moisés Hernández creó el taburete U, que fue realizado con madera certificada y técnicas tradicionales. La arquitecta Cyntia Briano y el diseñador industrial Mathias Van Cauwelaert —de 26 y 36 años de edad, respectivamente— encabezan el estudio de mobiliario Collaptes basado en nuestro país. Según sus palabras, sus productos exploran “la forma arquetípica para reflexionar sobre la función, y los materiales se mantienen simples con procesos de diseño sustentables”.

http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201540/green2_2760_546x.jpg

En México, varios diseñadores y marcas reconocidos entendieron también el impacto de esta evolución. Es el caso de Héctor Esrawe, quien concibió el taburete BAN con madera certificada de tzalam, nogal y haya, y acabado en aceites naturales. Esta pieza hace referencia a los banquitos que se utilizaban en África y en América durante la época prehispánica; simbolizaban el estatus y la tradición de las personas que los tenían.

Presente en varias ciudades del país y establecido en 2002, Studioroca lanzó su primera línea de mobiliario eco en 2010, antes de incluir estos conceptos en todas sus colecciones. Varias de sus piezas se diseñan y fabrican en diferentes comunidades, por ejemplo Ixtlán de Juárez, en Oaxaca.

Fundada en 2008 en la Ciudad de México, La Metropolitana creó este año la colección Carlota —en el marco del trabajo realizado para el hotel homónimo que abrió sus puertas en la capital hace apenas algunos meses— con 10 piezas y tres variaciones, todas desarrolladas en madera sólida certificada.

http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201540/green4_2790_546x.jpg

De igual forma, en el extranjero se notan muchas iniciativas. Nacida en 2014 al noreste de España, Ventura es un pequeño taller familiar que elabora objetos artesanales con madera procedente de bosques con certificación de gestión forestal sostenible. La colección de diseño ecológico diseñada por Giorgio Caporaso para la marca italiana Lessmore consta de asientos, mesas y accesorios producidos con materiales como la madera reciclada o certificada y plástico ecológico.

Italianos también, los profesionales de Formabilio producen piezas eco-friendly con materiales locales y reciclados. El neerlandés Piet Hein Eek suele trabajar también con elementos reciclados. La marca alemana InteriorPark fue más allá, pues desarrolló ocho criterios ecológicos (reciclaje, comercio justo, preferencia a todo lo local, uso mínimo de energía, etc.) que se refieren a la historia de los productos, a los procesos de fabricación y a los materiales utilizados. 

http://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/201540/green3_7773_546x.jpg

Consecuentemente, el consumidor puede tener acceso a la información de cada pieza y conocer las razones por las que es considerado un producto sustentable. En cuanto a sostenibilidad, cada detalle cuenta. Por ello, la marca británica Plumen decidió especializarse en bombillas de bajo consumo que no sólo son eficientes en cuanto a energía, también tienen formas esculturales atractivas y un precio asequible.
Con tanta oferta, todos podemos encontrar algo conforme nuestro gusto y volvernos más responsables sin dejar de lado el estilo.