Luminosidad al natural, una residencia con diseño exquisito en Guadalajara

Los arquitectos Alejandro Sticotti y Nicolás Tovo diseñan una casa sencilla y acogedora en la que se fusiona la vida interior con la exterior.

https://cdn2.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2019/24/alejandro_sticotti_nicolas_tovo_casa_guadalajara_911_615x.jpg

Adentrarse en la obra arquitectónica y de diseño de mobiliario de Alejandro Sticotti es conocer un mundo de estética simple, líneas honestas, trabajo artesanal y cálida funcionalidad que se vuelve difícil de olvidar.

Con un oficio impecable que ha perfeccionado a lo largo de tres décadas, basta echar un vistazo al trabajo del arquitecto y diseñador argentino para percibir el profundo romance que vive —desde hace varias décadas— con la madera. Y, cuando su amor por este material se mezcla con su visión práctica, estética y franca sobre la arquitectura, los resulta- dos son visiblemente excepcionales.

Una muestra de ello es el proyecto de una residencia particular que Sticotti diseñó recientemente, junto con su socio Nicolás Tovo, en la ciudad de Guadalajara, Jalisco.

Esta es una casa luminosa, de transparencias exquisitas, formas sencillas y espacios amplios, que refleja lo mejor de la mente creativa del arquitecto. “Se trata de un terreno interesante, muy particular. La vivienda se compone de una serie de volúmenes que permiten la entrada de la luz natural, pues hay patios entre volumen y volumen. Cada sector se va compartimentando y aprovecha al máximo la forma en la que el sol cambia de un lado al otro", explicó Alejandro Sticotti. 
 

https://cdn2.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2019/24/guadalajara_casa_alejandro_sticotti_140_3000x.jpg

Acorde con el gusto personal, así como con las necesidades del cliente y la costumbre local, el programa incluyó una gran galería que se abre hacia el jardín central, y que no sólo es un área que favorece la transición orgánica entre interior y exterior, sino que, además, permite habitarla y dotarla de vida y de carácter propio. A su vez, el diseño de este espacio aprovecha y maximiza el recurso de la luz solar.

“Por suerte, me di cuenta de que en Guadalajara se usa mucho la galería, se vive en ella, por lo que la casa tiene un agregado que se separa de uno de los bloques altos —sin que éste llegue a hacerle sombra al jardín, por la forma en la que se comporta el sol—. La parte que creció hacia el primer piso también está estudiada para que no de sombra sobre sí misma o a la casa”.

https://cdn2.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2019/24/casa_guadalajara_alejandro_sticotti__2575_3000x.jpg

Como sello propio del creador argentino, los materiales utilizados en las estructuras interiores y exteriores convergen armónicamente para crear una atmósfera simple, elegante, acogedora y atemporal en ésta su primera obra residencial en México.

“Son mis materiales. La estructura es de hormigón visto, las columnas son de hierro y los revestimientos son de madera de lapacho. Esa es la paleta de materiales que yo elijo para hacer todas mis casas; es mi sello. Podría decir que esta casa refleja muy bien mi estilo, tal vez siguiendo una cantidad de manías que uno va acumulando con los años y que ofrecen este resultado”, agregó el también diseñador.

Como era de esperarse, el mobiliario fue hecho a la medida para este proyecto de Alejandro Sticotti, y fabricado en su taller en Argentina. Posteriormente, los muebles fueron enviados a México —en un contenedor— vía marítima.

“Hay una coherencia entre los muebles que yo fabrico y la arquitectura que yo hago: es moderna sin ser ‘gritona’, diría yo. No me gusta el estilo moderno que se expresa a lo loco; me gusta lo sencillo, lo básico”, concluyó el arquitecto.

(Leer más: La Casa Plana: Una residencia horizontal dibujada sobre el paisaje, en las afueras de São Paulo)

¡Suscríbete a nuestro newsletter! Recibe en tu correo las últimas noticias de diseño, arquitectura, arte, cultura y viajes.