EL GRIAL Atlixco, un fraccionamiento en Puebla que hace oda a la magia de los pueblos coloniales

Bosco Gutiérrez, reconocido arquitecto mexicano, nos relata la inspiración detrás de su más reciente proyecto en Atlixco, Puebla.

https://cdn2.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2019/20/elgrial_6935_615x.jpg

El Grial Residencial en Atlixco, Puebla, es un paraíso terrenal, bordeado por la presencia omnipotente del Popocatépetl y el Iztaccíhuatl, se acomoda, entre flores de diversos tamaños. Es en este sitio afincado en Puebla donde se ha establecido EL GRIAL Residencial Atlixco, un proyecto de vivienda que roba inspiración de las antiguas aldeas coloniales para crear un fraccionamiento que se autoproclama como un pueblo mexicano moderno. Esta propuesta arquitectónica está firmada por Bosco Gutiérrez, cuyo amor por México lo ha impulsado a crear lo que él describe como la cúspide de su carrera.

https://cdn2.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2019/20/elgrial_1617_3000x.jpg

Bosco Gutiérrez es un hombre sereno que, en un tono tenue, te habla con tal elocuencia que pareciera práctica la expresión de sus ideas con antelación. Más que un arquitecto, se trata de un hombre que siente una pasión ciclópea por el rico legado de su país, casi tan grande como los edificios que él ha diseñado.

Su necesidad personal por resguardar las raíces de México lo ha impulsado a crear su última obra, EL GRIAL Residencial Puebla. “Siempre había querido plantear la idea de desarrollar un pueblo para algún proyecto residencial. Quería recuperar la forma en la cual se fundaban las ciudades mexicanas antiguas. Ese ecosistema que se construía a partir de una plaza principal, una iglesia, callejones y comercios, en donde realmente existía una convivencia y un sentir de comunidad en torno a las casas”, nos explica el también responsable del rediseño del World Trade Center, “Entonces le propuse a mi desarrollador que en vez de realizar un fraccionamiento típico, construyéramos un sitio inspirado en la fisionomía de los pueblos coloniales pero adaptado a las necesidades prácticas y visuales del mexicano moderno”.

https://cdn2.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2019/20/elgrial_6287_3000x.jpg

Esto es precisamente lo que hizo. Bosco, en compañía de sus socios quienes, nos revela con orgullo, resultan ser dos de sus hijos, se dio a la tarea de visitar varios pueblos mágicos de México, entre los cuales destacan San Miguel de Allende, Guanajuato y Oaxaca. “Estos sitios son lecciones urbanas del mejor desarrollo moderno que fueron fundadas hace más de 400 años. Lo que nosotros hicimos fue recuperar el fondo de esta arquitectura y transformarlo en un modo de planeación que tiene el potencial para marcar una nueva tendencia”, declaró Bosco emocionado.

https://cdn2.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2019/20/elgrial_861_3000x.jpg

La arquitectura mexicana, según nos explica Gutiérrez, tiene tres ejes: la escala, la simplicidad en las formas y el colorido. “Sobre esta base que constituye nuestra herencia arquitectónica colonial creamos conceptos que responden a las necesidades del morador contemporáneo”.

Los requerimientos de los residentes de EL GRIAL se cumplen y exceden en este sitio mágico que se beneficia de diferentes amenidades como un museo, observatorio para admirar los planetas, restaurantes que cuentan con su propio huerto, salones de fiesta, boleros, ludoteca para los niños, business centers, plazas con comercios que dotan de dinamismo al fraccionamiento y una iglesia que encabeza el recinto. “Como en los pueblos antiguos, donde la vida se hacía en las calles”, señala Bosco Gutiérrez.
 

https://cdn2.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2019/20/elgrial_1432_3000x.jpg

Al final del día lo que yo quiero es aportar un grano de arena al saneamiento de la cultura mexicana. La arquitectura de nuestro país ha sufrido mucho a lo largo de los años. Es una lástima cuando ves los planos originales de la ciudad y los comparas con el resultado actual. Como creativos, tenemos la responsabilidad de recuperar a través de nuestra obra la calidad en el espacio público y en la vida del ser humano”, declaró el también fundador de su propio despacho, “Y en ese camino crear hogares donde te puedas despertar, ver a tu alrededor y decir: me siento orgullosamente mexicano y plenamente contemporáneo”, concluyó satisfecho el protagonista de estas líneas. 

 

 

Para conocer más sobre este mágico fraccionamiento visita el sitio web de EL GRIAL.