IK LAB, el nuevo punto de encuentro para el arte en Tulum
El hotel boutique Azulik inaugura un nuevo espacio dedicado al arte contemporáneo.
https://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2018/24/iklab_punto_de_encuentro_tulum_6941_615x.jpg

Seguramente ya te has encontrado en Instagram con alguna fotografía que muestre la increíble y ecológica arquitectura del hotel boutique Azulik, en Tulum. Famoso por su estructura de madera y paja, así como por su espectacular vista hacia el mar.

En esta ocasión, Azulik nos sorprende con un nuevo proyecto artístico que promete transformar la escena creativa de la Península de Yucatán y de México. Se trata de IK LAB, la nueva galería del hotel que bajo la dirección de Santiago Rumney Guggenheim y Eduardo Neira Sterkel, dueño y CEO de Azulik, pretende impulsar el arte contemporáneo a nivel internacional.

IK LAB debuta en el mundo cultural con la exposición Alignments, curada por Santiago R. Guggenheim. La primera muestra de esta galería busca adentrarse en la compleja relación del humano con el mundo físico y metafísico a través de las obras de Tatiana Trouvé, Artur Lescher y Margo Trushina.
 

https://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2018/24/iklab_punto_de_encuentro_tulum_473_1800x.jpg

Uno de los principales propósitos de IK LAB es redefinir la experiencia espacial y conceptual de experimentar el arte, pues esta galería fusiona el contacto con la naturaleza y el espíritu creativo de las piezas de arte. La arquitectura de esta galería se inspiró en la esencia de la jungla de Yucatán y buscó reducir su impacto en el medio ambiente.

En la entrada de la galería impactan las enormes puertas de madera y vidrio de 4 metros de altura. Al ingresar, encontrarás un intrincado diseño interior donde la madera es protagonista y serpenteantes ramas y escaleras crean la ilusión de un horizonte infinito.

Las ventanas circulares permiten que la luz natural ilumine cada rincón, además, este espacio fue construido para alejar el ruido exterior y permitir que los visitantes se olviden del mundo y se adentren en este cuidado entorno. Incluso, se les invita a explorarlo descalzos para que puedan interactuar con la calidez del piso de bejuco.

IK LAB está diseñado para estimular cada uno de tus sentidos, lo que hace que esta experiencia artística sea única y te permita sentir la conexión entre nuestro cuerpo, la creatividad y la madre naturaleza.