• Lugares
  • Gabriela Estrada
  • 20|08|2018
Cocina y arquitectura viva en Lisboa
Este pequeño rincón gourmet demuestra su amor por la naturaleza en su diseño, tienda y platillos.
https://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2018/33/lisboa_2195_615x.jpg

Interiorismo: Arkstudio

Debido a su valor histórico y arquitectónico, La Baixa es el distrito más cotizado de la capital de Portugal. Los edificios característicos de la Europa ilustrada se alzan orgullosos para crear paisajes dignos de postal. Entre las múltiples fachadas y calles que enmarcan la famosa de Lisboa se esconde Prado, un restaurante orgánico que exalta lo mejor del arte culinario de la nación.

https://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2018/33/lisboa_2433_1365x.jpg
https://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2018/33/lisboa_9462_1365x.jpg

El estado de deterioro de los muros dio pie al concepto completo del local, pues vegetación profusa cubría por completo el inmueble de principios de siglo XIX, una antigua fábrica abandonada por más de 20 años. Aunque fue sometido a un proceso de restauración, los dueños y la firma encargada del proyecto tomaron el verde de las paredes como inspiración para crear, a partir de ahí, desde la decoración hasta la gastronomía. Se trata de un concepto de la granja a la mesa bajo el lema “si no es de temporada, no está en tu plato”.

El interiorismo y la arquitectura de Arkstudio, en colaboración con Marta Fonseca, envuelve y resalta el concepto a través de la elección de la gama cromática y los materiales, entre los que destaca la madera reciclada y la vegetación. Los creativos lograron capturar no sólo la identidad visual de la propuesta, sino añadirle un aire exclusivo, chic y funcional, lo cual posiciona a Prado como el must de la zona.

<<15 restaurantes idílicos en México.>>

https://cdn.admexico.mx/uploads/images/thumbs/mx/ad/1/s/2018/33/lisboa_2172_1800x.jpg

El proyecto rindió frutos, y este año inauguraron una tienda orgánica regida por las mismas premisas en cuanto a la calidad de los alimentos y el interiorismo: enaltecer los sabores locales y la naturaleza a través del cuidado de cada detalle. En este proyecto continuaron con la misma línea, poniendo énfasis especial en motivos culturales del país.